lunes, 18 de octubre de 2010

EL SISTEMA MUSCULOESQUELETICO.



SISTEMA ESQUELETICO.
CONCEPTO: conjunto de estructuras constituidas principalmente por tejido conectivo denso, huesos, cartílagos y articulaciones, que sirven para dar forma y proteger al cuerpo.
COMPONENTES.
1. HUESOS. 2. CARTÍLAGOS. 3. ARTICULACIONES.
HUESOS:
Son órganos de consistencia sólida y resistente constituidos por tejido óseo, médula ósea (la roja es hematopoyética; la amarilla sólo es depósito graso), membranas interna (endostio) y externa (periostio), vasos y nervios. Se les clasifica desde dos puntos de vista:
Estructural:
  • Hueso compacto (periférico).
  • Hueso esponjoso (central).
Macroscópica:
1) Huesos Largos.
Son los huesos cuyo eje longitudinal es mayor a los otros dos. Presentan un cuerpo o diáfisis, y dos extremos o epífisis. En su interior hay un conducto medular lleno de médula ósea. En los niños y jóvenes, en los sitios donde se unen las epífisis y la diáfisis se encuentran unas zonas intermedias cartilaginosas llamadas discos epifisiarios o de crecimiento, ya que permiten el depósito de tejido óseo del lado de la diáfisis, y así crece el hueso en longitud. Ejemplos: fémur, húmero, falanges y del oído medio.
2) Huesos Cortos.
Son los huesos cuyas tres dimensiones son casi iguales. Poseen una capa de hueso compacto periférica delgada y hueso esponjoso central dispuesto como una red de trabéculas y espacios llenos de médula ósea. Ejemplos: huesos del carpo y tarso.
3) Huesos Planos.
Son huesos curvos alargados cuyo espesor es la menor de las otras dimensiones. Tienen dos láminas de hueso compacto separadas por una capa de hueso esponjoso, que puede estar ausente, por lo cual estos huesos tienen sólo hueso compacto, y a veces es tan delgado que se les llaman huesos “papiráceos” (unguis y vómer). Son ejemplos de huesos planos los huesos del cráneo, las costillas y los ilíacos.
4) Huesos Irregulares.
Son los huesos en los cuales se hallan múltiples salientes o proyecciones, razón por la cual una dimensión puede predominar en un sentido , y en otros lugares predomina la otra. Tienen hueso compacto periférico y esponjoso central. Son ejemplos las vértebras, esfenoides, etmoides y maxilares.
5) Huesos Suturales o Wormianos.
Son huesos planos que se ubican en las fontanelas craneanas y que quedan como huesos pequeños y supernumerarios en las suturas de los huesos del cráneo. En ocasiones hay grupos étnicos que tienen un hueso sutural constante, como el caso de los incas que tienen el hueso llamado epactal, al nivel de la sutura lambdoidea.
6) Huesos Sesamoideos.
Son huesos que se ubican en el trayecto de algunos tendones, sirviendo para modificar su ángulo de tracción, volviéndolos más eficaces. Se encuentran en manos y pies.
7) Huesos Neumáticos.
Son huesos que tienen en su interior una cavidad llena de aire, como en el caso de los huesos del cráneo frontal, esfenoides, etmoides, maxilares y temporales, y que sirven como cajas de resonancia durante la fonación, o bien para aligerar el peso de la cabeza. La mayoría comunica con la cavidad nasal o bien con la faringe.
Los huesos a la exploración radiológica se muestran de un tono brillante, pero hay que recordar el hecho de que las radiografías son imágenes que aunque reveladas debidamente, se parecen más a un “negativo” fotográfico que a una impresión, razón por la cual los huesos aparecen como blancos, y se les llama radioopacos (por su grosor y alto peso atómico molecular), en tanto que a los tejidos blandos y sobretodo el aire, se les llama radiolúcidos o radiotransparentes, y aparecen de color oscuro.
En las superficies óseas se pueden encontrar una variedad amplia de prominencias o salientes y cavidades o depresiones. Las prominencias pueden ser articulares (cabezas, cóndilos, facetas, etc.) y extraarticulares (para inserciones: tubérculos, tuberosidades, crestas, espinas, apófisis y procesos).
Las cavidades pueden ser articulares (esferoidales, elipsoidales, cupuliformes, cotiloideas, glenoideas y platillos), y cavidades no articulares (de inserción muscular, de tendones , de vasos sanguíneos o agujeros nutricios, fosas, fosetas, hiatos, canalículos, meatos, senos, celdillas, y de transmisión como el magno, oval y redondos).
Los huesos le dan forma al cuerpo, sostienen y protegen a los demás órganos del cuerpo, poseen médula ósea hematopoyética, son un almacén de fósforo y calcio, y por la actividad muscular, sirven como palancas que la transforman en movimiento.
CARTÍLAGOS.
Son estructuras de consistencia firme que sirven para proteger, unir y facilitar los movimientos. Existen tres tipos: Cartílago hialino: cubre las superficies articulares, nariz, laringe, tráquea, bronquios, costales, epifisiarios y esqueleto fetal. Cartílago elástico: oreja, trompa auditiva y epiglotis. Cartílago fibroso: discos intervertebrales, discos interarticulares, inserción tendón-hueso, ligamentos y cejas articulares.
ARTICULACIONES.
La palabra deriva del latín artículo = juntura, y del griego arthron = unión. Una articulación es la conexión que existe entre los diferentes componentes del esqueleto, y sirven como uniones móviles, semimóviles y fijas. CLASIFICACION: I. POR EL GRADO DE MOVIMIENTO. Existen tres tipos principales inmóviles, semimóviles y móviles.
TIPO SINARTROSIS (INMOVILES).
También se les llama articulaciones fibrosas ya que están unidas por medio de cartílago hialino y ligamentos de tejido conectivo denso. Se subdividen en los siguientes géneros: Suturas:
  • Dentadas: frontoparietales, interparietales, occipitoparietales y esfenoparietal.
  • Armónicas: internasal e intermaxilar.
  • Escamosas: temporoparietal.
  • Esquindilesis: esfenovomeriana.
Sincondrosis.
  • Esfenoocipital.
  • Intermandibular.
  • Diafisoepifisiarias.
Sindesmosis.
  • Tibioperonea inferior.
  • Timpanoestapedial.
Gonfosis.
  • Alveolodentarias.
TIPO ANFIARTROSIS (SEMIMOVILES).
Se les llama también articulaciones cartilaginosas ya que están unidas por cartílagos fibrosos, aunque algunas de ellas pueden tener una pequeña cavidad articular y ligamentos. Se les subdivide en dos géneros:
  • Anfiartrosis verdaderas: articulaciones entre los cuerpos vertebrales.
  • Diartroanfiartrosis: sacroilíacas, sínfisis del pubis y manubrioesternal.
TIPO DIARTROSIS (MOVILES).
Se les llama también sinoviales, debido a que presentan los siguientes elementos que las constituyen:
  • Cápsula articular: formación fibrosa que rodea a la totalidad del sitio articular, aislándola de los tejidos vecinos.
  • Ligamentos extrínsecos: aunque se ubican lejos de la cápsula articular, pero sirven como elementos de refuerzo o unión entre los elementos óseos participantes.
  • Ligamentos intrínsecos: se extienden entre los dos o más huesos que participan en la articulación, reforzando externamente a la cápsula articular con la cual, en la mayoría de los casos se fusionan. De acuerdo a su localización se les llama ligamentos intraarticulares y extraarticulares.
  • Cartílagos articulares: de tipo hialino recubre las superficies óseas participantes. Sirve para disminuir el impacto de la transmisión de fuerzas y peso, y evitar el desgaste de las superficies óseas por el movimiento.
  • Sinovial: membrana vascularizada adherida a la cara interna de la cápsula articular, y que guarda relación con la producción del líquido que llena el espacio articular llamado sinovia. Es una membrana muy sensible a la tracción y al dolor debido a la riqueza de inervación, pero igualmente importante por la presencia de corpúsculos que nos informan del ángulo y grado de movimiento de la articulación.
  • Cavidad articular: es el espacio que queda entre las superficies articulares y que está ocupado por el líquido sinovial o sinovia, además de diferentes formaciones de tipo adiposo, que rellenan y acomodan las superficies articulares.
  • Sinovia: es el líquido que llena la cavidad articular y que sirve como un medio de amortiguación entre la transmisión de peso o tracción de los huesos que participan, además de servir como medio de difusión de los nutrientes para el cartílago articular.
  • Anexos:
Franjas sinoviales: son repliegues internos de la membrana sinovial y que en general tienen además vasos sanguíneos y tejido adiposo. Bolsas sinoviales: son cavidades fibromembranosas con sinovial y sinovia, que pueden estar comunicadas con la cavidad articular o ser independientes de la misma. Sirven en general para disminuir el roce de los elementos anatómicos que pasan cerca de una articulación. En ocasiones hay bolsas que no tiene sinovial, pero que se forman por el excesivo rozamiento entre dos o más elementos anatómicos, y se les llama bolsas serosas. Fascias periarticulares: son formaciones delgadas de tejido fibroso que rodean a la articulación correspondiente, y que en general son prolongaciones del tejido conectivo denso de los tendones y fascias musculares que llegan a los huesos que participan en la articulación. Rodetes: son formaciones discoidales de cartílago fibroso que permiten completar una cavidad o fosa articular para mejorar la relación entre las superficies articulares. En ocasiones se les denominan cejas. Discos: son formaciones de naturaleza cartilaginosa de tipo hialino y fibroso, que en general sirven para adaptar de mejor manera las superficies que participan. Meniscos: son formaciones cartilaginosas que se desprenden de la cápsula articular y se interponen entre las superficies articulares brindándoles amortiguación y una mejor adaptación entre ellas. GENEROS: Las diartrosis se subdividen en los siguientes géneros:
  • Trocleares (gínglimo, gozne, bizagra).
Superficies óseas: tienen forma de polea y cresta. Ejemplos: art. Humerocubital e interfalángicas.
  • Enartrosis (esferoidal, glenoidea).
Superficies óseas: la cabeza y la cavidad tienen forma de esfera. Ejemplos: escápulohumeral y coxofemoral.
  • Condílea (elipsoidal, oval).
Superficies óseas: cavidad cóncava y cóndilo convexo. Ejemplos: humerorradial y las metacarpofalángicas.
  • Artrodia (planas).
Superficies óseas: facetas planas o ligeramente curvas. Ejemplos: intercarpianas y acromioclavicular.
  • Trocoide (pivote, rueda, cilindro).
Superficies óseas: cilindro cóncavo y cilindro convexo. Ejemplos: atloidoodontoidea y radiocubital superior.
  • Encaje recíproco (sillares, en silla de montar).
Superficies óseas: una superficie es cóncava-convexa y la otra convexa-cóncava. Ejemplos: trapezometacarpianas y esternoclaviculares.
  • Semitrocoide (medios cilindros).
Superficies óseas: una superficie es medio cilindro cóncavo y la otra es medio cilindro convexo. Ejemplos: radiocubitales inferiores y entre las apófisis articulares lumbares.
II. POR SUS EJES DE MOVIMIENTO.
UNIAXILES: tienen un solo eje de movimiento, y son ejemplos las articulaciones de los géneros troclear, trocoide y semitrocoide. BIAXILES: tienen dos ejes de movimiento, y son ejemplos los géneros condíleas, encaje recíproco y artrodias. TRIAXILES: tienen tres ejes de movimiento, y el único ejemplo de este género son las enartrosis.
III. POR EL NUMERO DE SUPERFICIES ARTICULARES.
SIMPLES: participan dos superficies articulares (interfalángicas). COMPLEJAS: participan más de dos superficies articulares (humerorradiocubital). COMPUESTAS: participan más de dos superficies articulares, meniscos o discos (rodilla).
FUNCIONES DE LAS ARTICULACIONES:
Permiten la unión entre los diferentes elementos del esqueleto. Permiten los movimientos de los segmentos móviles del cuerpo. Informan acerca de su ángulo y movimientos para la propiocepción.
ESQUELETO.
Deriva de la palabra griega skeletón = armazón ósea del cuerpo. En anatomía se le considera como la parte del cuerpo constituido por 206 huesos, cartílagos y sus articulaciones, y que sirve para: Sostén y protección de los órganos del cuerpo. Forma del cuerpo.
Almacén de minerales como el calcio y fósforo. Contiene a la médula ósea hematopoyética. Permite los movimientos del cuerpo entre sus diferentes segmentos y en el espacio (locomoción).
CLASIFICACION: el esqueleto se divide en dos grandes apartados: (a) Esqueleto axil. (b) Esqueleto apendicular.
ESQUELETO AXIL: consta de 80 huesos y se ubica en el eje corporal. En la cabeza tiene 28 huesos:
  • Cráneo con 8 huesos: 1 frontal, 1 etmoides, 1 esfenoides, 1 occipital, 2 parietales y 2 temporales.
  • Cara con 14 huesos: 1 vómer, 1 mandíbula, 2 cornetes, 2 maxilares, 2 unguis, 2 malares, 2 palatinos y 2 huesos nasales.
  • Oído medio con 6 huesecillos u osículos: en cada lado 1 martillo, 1 yunque y 1 estribo.
En cuello y tronco:
  • 1 hioides.
  • Columna vertebral: 26 vértebras (7 cervicales, 12 torácicas, 5 lumbares, 1 sacro y un cóccix).
  • Tórax óseo 25 huesos: 12 pares de costillas y 1 esternón.
ESQUELETO APENDICULAR: consta de 126 huesos y se localiza en los miembros o apéndices. Miembros superiores con 64 huesos:
  • Cintura escapular = 4.
  • Brazos = 2.
  • Antebrazos = 4.
  • Manos = 54.
Miembros inferiores con 62 huesos:
  • Cintura pélvica = 2.
  • Muslos = 2.
  • Piernas = 6 .
  • Pies = 52.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada